A través de estudios, se ha podido demostrar que la mecanización del proceso produjo cambios  en la cantidad de leche que se logra obtener en una ordeña, el tiempo invertido en esta labor, las condiciones higiénicas y la concentración de microorganismos y recuento de células en la leche obtenida.

Con la ordeña mecánica, el rendimiento promedio de leche por ordeña es significativamente mayor en comparación al proceso manual. A esto se debe agregar que el tiempo invertido en esta actividad, es menor cuando se efectúa de forma mecánica. En cuanto a la composición de la leche (contenido de grasas, proteínas y lactosa) no se ha descrito diferencia si se utiliza ordeña manual o mecánica. Sin embargo, el valor promedio del recuento de células y microorganismos presentes en la leche de vacas ordeñadas de forma manual,  se ha reportado que es mucho mayor que en las ordeñadas con un equipo mecánico.

En base a lo mencionado anteriormente, se puede afirmar que la transición entre la ordeña manual a mecánica, ha contribuido al crecimiento y optimización en la producción del sector lácteo, ofreciendo beneficios importantes, tales como:

  • Garantizar un ordeño completo.
  • Suponer menos trabajo para el hombre y facilitar rutinas de ordeño asegurando condiciones higiénicas en el proceso de extracción de leche.
  • Posibilitar un proceso más rápido debido a la mejora en la rutina de ordeño propiamente tal.
  • Estimular de mejor forma la bajada de leche, contribuyendo a una mejor salud de la ubre y calidad de leche.

La evolución en el proceso de extracción de leche, trajo como consecuencia la necesidad del hombre de idear diferentes formas mecánicas de ordeño. En la actualidad se cuenta con infraestructuras equipadas con variedades de líneas, unidades de ordeño y posición del equipo y las vacas que allí ingresan, lo cual da origen a distintos tipos de salas. Y además, existen otras alternativas como las instalaciones robóticas y la unidad de ordeño móvil (MMU, por sus siglas en inglés), conocida como “carro de ordeña”.

¿Por qué usar la unidad de ordeño móvil (MMU) DeLaval?

En la actualidad, los carros de ordeña se catalogan como una herramienta útil tanto para grandes como pequeños productores. Por un lado, se considera una alternativa práctica y económica para quienes poseen pequeñas instalaciones de equipos de ordeño e incluso puede transformarse opcionalmente para ordeñar burras, cabras y ovejas. Al utilizar el equipo de ordeño móvil de DeLaval, habrá reducción del tiempo de ordeño por vaca, lo que significa que se puede aumentar el tamaño del rebaño con el cual se desea trabajar. Esto último va a contribuir en la expansión del negocio, lo cual, en definitiva, aumentará las ganancias del productor.

Pero además, se considera una buena herramienta para el manejo de vacas postparto, ya que agiliza el proceso de extracción de calostro, y dadas las características del carro, el proceso se llevará a  cabo de forma rápida, limpia y suave. Y debido a que la operación del equipo es sencilla, silenciosa y amigable, se facilita este manejo que es aún más complejo de llevar a cabo en instalaciones con mayor número de animales y producción de leche.

EL MMU puede ser trasladado en forma muy simple.

Su diseño ergonómico, balanceado, liviano y robusto, le permite ser trasladado en forma muy simple y maniobrable. Presenta una correcta alineación de las unidades de ordeño a través de los brazos. El equipo de ordeño móvil de DeLaval, no requiere ninguna instalación fija; con sólo un enchufe que funcione puede utilizarse en cualquier lugar con acceso al suministro eléctrico. Puede utilizarse tanto en interiores como al aire libre, pero nunca bajo la lluvia.

Características técnicas generales de la unidad de ordeño móvil (MMU), en beneficio del bienestar animal y producción de leche

A través del tiempo, DeLaval se ha enfocado en diseñar y confeccionar todos sus equipos bajo el enfoque de maximizar la producción de cada ganadero, pero siempre apostando a mantener el bienestar animal del rebaño, ajustándose a las características fisiológicas de los animales.

Imagen 1. Unidad de ordeño móvil para vacas.

En el caso del equipo portátil, la unidad de ordeño DeLaval MC11 es una combinación probada, simple y de bajo costo para ordeñar vacas eficientemente en la mayoría de las razas lecheras. MC11 es una buena opción para ganaderos que ordeñan menos de ocho horas al día o con producciones menores a 8.000 kg por lactancia. Combina un colector de 150 ml con salida de 16 mm y pezoneras especialmente diseñadas. La combinación provee de niveles de vacío estables y minimiza los tapones de leche y flujos cruzados, promoviendo la buena salud de ubres.

Una base transparente de plástico hace que sea fácil seguir el flujo de la leche y reduce el riesgo de sobre ordeño. El cierre manual es fácil de utilizar, se acciona automáticamente si la unidad es pateada por la vaca y se sale de la ubre.

Imagen 2. Unidad de Ordeña modelo MC11.

Al mismo tiempo, el equipo posee una bomba de vacío de paletas con acople directo al motor, siendo segura y fácil de operar. Requiere de menos mantención que una bomba convencional, es ecológica ya que elimina el aceite a un receptáculo e incluye trampa sanitaria, escape y lubricador. Por otra parte, presenta un pulsador AP22 neumático y simultáneo, el cual funciona con una tasa de pulsado de 60 PPM y una relación de pulsado – 65:35. Este componente del equipo, posee bajo costo de mantenimiento.

Imagen 3. Dimensiones de unidad de ordeño móvil.

Una herramienta para facilitar manejos con vacas postparto

Sin duda, una de las etapas más críticas y complejas de manejar en el ciclo productivo de una vaca, es el periparto. Una vez transcurrido el parto, la permanencia del ternero con la vaca ya sea en horas o días, va a variar dependiendo de los manejos de cada predio. Pero lo primordial, es tener claro que no se recomienda que el ternero pase mucho tiempo con la vaca, porque esto influye de forma negativa en aspectos como el desarrollo ruminal del ternero, bienestar de la vaca, ciclo sexual y lapso interparto, etc.

Al extraer el calostro de las vacas, se debe asegurar realizar una efectiva descarga para que no queden residuos en los cuartos mamarios, ya que el calostro rico en inmunoglobulinas, grasa, proteína, vitaminas y minerales, no se puede mezclar con la leche que será extraída a medida que avance la lactancia, debido a que se altera la calidad de esta, lo cual influye en parámetros críticos como por ejemplo el recuento de células somáticas.

En base a lo anterior, es que tecnologías como el carro de ordeña (MMU) DeLaval, entran como una excelente herramienta a utilizar, para facilitar tareas como la extracción del calostro de las vacas en sistemas lecheros en donde los terneros se separan de forma rápida, y más aún si se trabaja con un sistema de partos concentrados. Es precisamente que, en escenarios como estos, es más factible ordeñar con una unidad portátil, siendo fácil para el personal desplazarse dentro del predio al lugar donde se encuentre cada vaca. Además, con este sistema, se ahorra tiempo ordeñando una cantidad considerable de vacas por hora, efectuando la completa extracción del calostro para garantizar de esta forma, una buena salud mamaria y calidad de leche. 

Tabla 1. Características técnicas especificas de la Unidad de Ordeño Móvil.

BIBLIOGRAFÍA

Crianza de terneros y reemplazo de lechería. Instituto de Investigaciones Agropecuarias – Centro Regional de Investigación Remehue Boletín Inia N°148

DeLaval Mobile Milking Unit MMU: Instruction book, 2014

The comparison of hand and machine milking on small family dairy farms in central Croatia. D Filipovic and M Kokaj. Faculty of Agriculture, University of Zagreb, Croatia Agricultural engineer, graduated on Faculty of Agriculture, University of Zagreb, Croatia

Autor(es)

  • Asesora en Calidad de leche y salud mamaria Cooprinsem