Ya estamos en pleno 2022 y en la memoria nos queda un año 2021 con resultados económicos especialmente buenos para Cooprinsem, que permitirá repartir utilidades a  nuestros socios que prefirieron trabajar con su cooperativa.

Hoy, viviendo aun los restos de una pandemia que reúsa dejarnos, sumado a un cúmulo de hechos y situaciones en Chile y el mundo — bien conocidos por todos — que parecieran haberse ensañado al sincronizarse para generar especial preocupación, incertidumbre, ansiedad e incluso miedo sobre lo que podría venir. Sería bastante obvio y por lo demás repetitivo, escribir latamente sobre estos acontecimientos y sus posibles consecuencias. Aunque la incertidumbre hoy es la protagonista, lo cierto es que siempre ha estado presente, lo que cambia es que la realidad en ocasiones — como ocurre hoy —, la hacen más evidente, nítida y por tanto somos más conscientes de su existencia.

La actitud con la que la enfrentemos escenarios inciertos en nuestras respectivas empresas y en la vida, definirá en buena parte cómo logremos avanzar. Una actitud pasiva, no hacer nada, es ciertamente ingenua y riesgosa. En el otro extremo, una actitud reactiva es válida en el corto plazo, pero no sostenible en el largo, ya que suele carecer de razonamiento y estrategia, basada por lo demás en la urgencia y el miedo. Entonces es aquí donde es atingente recordar que la incertidumbre se gestiona distingüendo lo que podemos controlar o no, y así tomar mejores decisiones basándose en el conocimiento, experiencia y práctica. Entendiendo que el futuro no se predice ni se inventa; el futuro se construye, idealmente a través de una actitud proactiva, actuando para evolucionar con los problemas, estableciendo planes estratégicos que contemplen iniciativas y acciones que los enfrenten.

En tiempos en que las certezas son escasas, las Cooperativas y por supuesto nuestra empresa, son refugio de certidumbre al ser indivisiblemente parte del sector agropecuario y lo más importante,  trabajar por definición para su desarrollo. Este hecho se vuelve realidad viva a través de todos quienes somos parte de Cooprinsem, donde tengan por seguridad, trabajamos a diario con la convicción absoluta de que nuestros esfuerzos tiene por objetivo, hacer que a ustedes nuestros socios y clientes les vaya cada día mejor. Por eso desde Cooprinsem, queremos continuar con esta senda y ser un aporte a la cadena agroalimentaria nacional, impulsando la sustentabilidad, el cooperativismo y por sobre todo, la innovación. 

Nuestra invitación entonces es hoy a trabajar más que nunca junto a esta, la Cooperativa de los Agricultores.